La estrella de la tristeza, testigo mudo de la historia de El Paso

0
1196

Por Pablo Queipo V.

Ilumina una parte de la montaña Franklin, se ve como una luz de esperanza, esperando, aguardando, y parece que será por siempre porque la guerra nunca acabará.

La estrella es en honor a los cientos de miles de soldados que se encuentran en batalla en distintas partes del mundo. Les recuerda que no están solos. Y data de la segunda guerra mundial. Se puede ver a 161 kilómetros desde el aire y casi 50 kilómetros de las carreteras que conducen a la ciudad desde el este.

En 1980 permaneció encendida por 444 días hasta que la crisis por los rehenes en Irán se resolvía. Cabe destacar que también en 1990 cuando las fuerzas militares invadieron Irán permaneció encendida hasta el 21 de agosto del 91 en apoyo a los soldados que partieron del Fort Bliss, en El Paso y que no se apagaría hasta que el último militar regresara.

Fue hasta 1993, cuando Jack Maxon, presidente de la Cámara de Comercio de El Paso, encabezó un movimiento para mantenerla iluminada durante todo el año. La iniciativa tuvo éxito y la estrella se encendió a las 9 de la noche del miércoles 21 de abril, durante el Banquete Anual de la Cámara de Comercio de El Paso.

La estrella ha iluminado los cielos de El Paso todas las noches desde entonces.

Comentarios