Casas con jardín interior: ¡opción natural para decorar tu hogar!

0
1126

Los jardines interiores son prácticos además de ser una excelente alternativa de mantener en contacto al hombre con la naturaleza en el hogar. Estos jardines son tendencia y traen consigo muchos beneficios tanto físicos como mentales y a la vez ofrecen una decoración elegante y atemporal, sin importar el estilo decorativo con el cual se haya proyectado una casa. 

Un jardín interior, permite aprovechar con mayor flexibilidad espacios y otorgar vistas a los ambientes sin la necesidad de permanecer en contacto con el exterior. A la vez, estos jardines permiten hacer que los espacios sean más flexibles y mejor aprovechados, especialmente cuando contamos con rincones vacíos que necesitan una inyección de vida y color. 

A continuación, te diremos todo lo que necesitas saber para diseñar un hermoso jardín interior en tu hogar.

1. Ubicación y distribución del jardín interior en una casa

El diseño y distribución de un jardín interior, dependerá también se vive en una casa unifamiliar o en un departamento y en este último, también puede variar el concepto del jardín si se vive en un primer piso, en el último o en medio del edificio.

Si se vive en una planta baja, la terraza puede albergar al jardín, en el último piso un ático será el espacio ideal para la naturaleza gracias a los tragaluces que bañarán de luz solar a las plantas. 

También se puede diseñar una especie de invernadero, a través de una caja cristalina en el interior de la casa.

Para lograr un proyecto exitoso, siempre es recomendable buscar los consejos de un profesional que te orientarán para encontrar la mejor solución. 

2. ¿Cómo diseñar un jardín interior?

Para comenzar con el diseño del jardín interior, se debe elegir el espacio adecuado, para que las plantas puedan crecer. Idealmente deberá estar situado cerca de las ventanas por las cuales entre abundante luz solar, evitando los espacios fríos ya que las bajas temperaturas pueden provocar que las plantas no crezcan adecuadamente. Un lugar cálido siempre resultará mejor, pero también debe controlarse la temperatura.

Otro tema de gran importancia, es definir el estilo que va a mostrar el diseño del jardín interior, que idealmente deberá mantener el mismo concepto que el que prime en la decoración y diseño del resto de la casa. 

Con los dos puntos anteriores bien definidos, se puede comenzar a diseñar el proyecto, en el cual deben quedar bien establecidos los límites y dimensiones y sus características, así como la distribución en la que se acomodarán las plantas: macetas, jardineras, etc.

3. Casas pequeñas con jardín interior

Sin importar que la casa sea pequeña, siempre hay lugar y diseños para contar con un jardín interior. En los espacios reducidos, lo más conveniente es recurrir a superficies como las paredes pues no restarán metros ni limitarán la circulación entre los ambientes.

Esto se puede lograr a través de jardines verticales, colocado jardineras o macetas y también colgando en el techo macetas. La decoración de la casa adquirirá mucho valor estético. 

4. Casas modernas con jardín interior

La arquitectura moderna busca integrar al hombre con su entorno a través de la simplicidad y el orden, propiciando espacios despejados, cobrando la naturaleza un papel protagónico. Los jardines modernos tanto exteriores como interiores,  se distinguen por emplear líneas geométricas simples, priorizando la funcionalidad de todos los elementos. Son diseños limpios y refinados, en donde no hay exceso de ornamentos, pero a la vez son estilizados. 

En los jardines modernos interiores, la arquitectura y los acabados (materiales), tienen mayor importancia que las mismas plantas, mismas que están pensadas para añadir contraste de color y textura.

5. Casas minimalistas con jardín interior

El estilo minimalista se caracteriza por la simplificación de sus formas, colores y líneas, creando espacios limpios y puros. Para una casa en esta tendencia, el jardín interior será equilibrado y armonioso empleando la mínima cantidad de elementos.  Las plantas son sencillas, de tallos uniformes, pero por eso son simples y carentes de personalidad y estilo.

6. Casas rústicas con jardín interior

En los jardines rústicos se le da lugar a las líneas irregulares, con la finalidad de crear un ambiente relajado, en donde la naturaleza es sin lugar a dudas la protagonista, pues se utilizan materiales naturales como la madera, el barro y las fibras vegetales para el diseño de los jardines.

Comentarios